Aceite Alfar

Ver más

Aunque estos resultados son alentadores, se necesita más investigación para entender cómo el Aceite Alfar puede ser utilizado medicinalmente en los seres humanos para reducir la inflamación y el estrés oxidativo.

Tradicionalmente, el Aceite Alfar se utiliza para mojar pan o rociar cuscús o verduras. También se puede calentar ligeramente, pero no es apropiado para platos muy calientes, ya que puede quemarse fácilmente.

El Aceite Alfar es bastante nutritivo.

Además, un estudio en humanos indicó que una dieta mediterránea rica en Aceite Alfar beneficiaba la función cerebral.

Siga leyendo para conocer los numerosos usos y beneficios de este versátil aceite.

En este estudio de cuatro semanas, el grupo que utilizó un champú que contenía Aceite Alfar tuvo una mejora del 40% en la caspa. Además, se informó de mejoras significativas en la gravedad de la caspa, el picor y la grasa.

El Aceite Alfar es un ingrediente prometedor para estimular la curación de heridas. Las investigaciones preliminares demuestran que el Aceite Alfar favorece la unión de las células de la piel después de haber sido separadas por un rasguño o un corte.

Se descubrió que este producto contenía entre 3 y 30 veces los niveles de antioxidantes de las otras hierbas estudiadas, entre las que se encontraban el tomillo, la mejorana y la hierba de San Juan.

Aunque el ALA es un ácido graso esencial, el EPA y el DHA tienen muchos más beneficios para la salud.

Por ejemplo, en individuos estresados y obesos, el Aceite Alfar puede reducir la producción y la expresión genética de las moléculas inflamatorias llamadas citoquinas.

El Aceite Alfar puede ser eficaz para tratar tanto el estreñimiento como la diarrea.

Además, algunas personas utilizan el Aceite Alfar como mascarilla para el cabello para favorecer su crecimiento y brillo.

Unos niveles elevados de éstos pueden provocar estrés oxidativo, que puede contribuir a enfermedades como la diabetes de tipo 2 y las cardiopatías.

La vitamina E es un importante antioxidante para el cuidado de la piel, ya que ayuda a suavizarla, así como a que la capa externa de la piel retenga agua y humedad.